El Athletic debe dar en Balaídos un paso definitivo para asegurarse la permanencia y olvidarse de una vez de los puestos de descenso. Los rojiblancos cuentan con una buena ventaja de siete puntos, pero tres partidos consecutivos contra equipos de la parte baja -Celta, Mallorca y Zaragoza-, le obligan a ser especialmente cauteloso para intentar evitar mayores problemas.

vía A demostrar que no es su liga – GARA.