No hay manera. Está visto que esta temporada todo se ha puesto en contra para despedir a La Catedral como se merece. Se aproxima el final del ejercicio y el vetusto campo rojiblanco ha presenciado en estos últimos meses más disgustos que alegrías.

El primer equipo no está atravesando su mejor año y no le pudo proporcionar a San Mamés el mejor adiós de la Copa y de la competición europea. Los leones cayeron a las primeras de cambio en el torneo del KO ante el Eibar tras un nefasto partido de vuelta en casa y dejaron la Europa League con un intrascendente y frío partido contra el Sparta Praha ante una decepcionada afición.

vía La Catedral aún espera.