Bittor Alkiza, historia viva del Athletic, equipo con el que disputó la nada despreciable cifra de 328 partidos, rememora sus vivencias en el viejo San Mamés, campo en el que tuvo la oportunidad de jugar en tres etapas distintas: dos con la Real y una como rojiblanco

vía «De San Mamés me quedo con el vestuario; un lugar mágico, sagrado». Deia. Noticias de Bizkaia...