LEZAMA – Más sereno y relajado que tras ser sustituido en Balaídos. Así compareció ayer Aritz Aduriz en la sala de prensa de Lezama, donde atendió a los medios de comunicación para aclarar, entre otras cuestiones, que su notable enfado en Vigo no se debió en ningún caso a la decisión de Ernesto Valverde. “Quiero dejar claro que mi enfado no fue por el cambio, sino conmigo mismo porque no me fui satisfecho con el trabajo realizado. Además, el resultado…

vía “No podemos bajar los brazos ni la intensidad”. Deia. Noticias de Bizkaia...