Resulta sintomático que el público y la mayoría de los jugadores del Athletic miraran tantas veces a Undiano Mallenco buscando una razón para el mal partido que estaban desarrollando. Hubieran hecho mejor en mirarse en un espejo; hubieran encontrado mejores razones para explicar lo que estaba ocurriendo. El principal culpable de la derrota del Athletic no estuvo en la tarde de ayer en San Mamés. Culpable involuntario y muy a su pesar, claro. Los rojiblancos acusaron la ausencia de Iturraspe mucho más…

vía El Athletic sufre su primera derrota liguera en San Mamés.