Un escalofrío recorrerá mañana el cuerpo de Gurpegui cuando el Athletic llegué a Mestalla. El capitán rojiblanco, que será titular frente al Valencia, tendrá muy presente qué ocurrió allí la última vez que jugó en el campo de la Avenida de Suecia: el 23 de octubre de 2011 se rompió el ligamento cruzado de la rodilla izquierda y estuvo ocho meses de baja tras una recuperación con varias complicaciones. «Esta vez espero poder volver con un buen sabor de boca. De allí no tengo un buen recuerdo», ha señalado en Lezama…

vía Gurpegui tiene una cuenta pendiente con Mestalla – MARCA.com.