Partido complicado en el Ciudad de Tudela, con los inconvenientes añadidos de las bajas de Guillermo al estar convocado por Valverde y Unai López por acumulación de tarjetas.

Llegaba el Bilbao Athletic a enfrentarse ante un equipo enrachado desde la llegada de Manix Mandiola, que comenzaba con un gol afortunado de Mario Barco, ayudado por el mal entendimiento entre defensa y portero, donde el ariete solo tuvo que empujarla.

A partir de ese momento ha sido un continuo ataque y control del partido de los todelanos, con grandísimas oportunidades que han sido desbaratadas por Kepa o la defensa, hasta que Esparza, en el minúto 33 ha conseguido peinar un centro lateral a las mallas…

vía Tudelano 1 – Bilbao Athletic 2 | La cantera de Lezama.