BILBAO – La negociación abierta entre el Athletic e Iker Muniain se encuentra estancada. Ha transcurrido casi un mes desde que tuviese lugar el primer contacto, pero no hay avances que inviten a esperar un final feliz. La posibilidad de acuerdo no se vislumbra. Las posiciones están muy distanciadas, se podría decir que el futbolista y el club están separados por un océano. Las fotos que el jugador ha colgado de su estancia vacacional en Estados Unidos ilustrarían a la perfección el estado actual de la operación. Este caso constituye a día de hoy un serio problema que contrasta con las noticias positivas que en estas fechas se han producido en el seno de la entidad. Da la sensación de…

vía Muniain y el club, a un océano de distancia. Deia. Noticias de Bizkaia...