NO hay excusas”, fue el escueto mensaje que días atrás dejó caer el capo Aurelio Di Laurentiis, convencido de que su Nápoles debe aspirar a todo en la segunda campaña con Rafa Benítez en el banquillo, especialmente al Scudetto, el título de la Serie A que el club que preside desde 2004 solo ha conquistado en dos oportunidades, ambas en la etapa más brillante de la institución, comandado por el argentino

vía La cruzada de Di Laurentiis. Deia. Noticias de Bizkaia...