BILBAO – José Alberto Cañas Rota, 1987, fiel escudero de Beñat en el centro del campo que tantos réditos dio al Betis en la última temporada de ambos en el Benito Villamarín, afronta con especial ilusión el partido de este viernes en San Mamés. Será entonces cuando ambos, compañeros de piso durante tres años en Sevilla, vuelvan a verse las caras en un terreno de juego. “Ya le he dicho que alguna patada le caerá, porque lo tendré muy cerca en el campo”…

vía “Beñat fue internacional como pivote por algo”. Deia. Noticias de Bizkaia...