Aritz Aduriz está a punto de decir adiós a un año en el que ha mantenido una fluida relación con el gol. El delantero del Athletic ha visto puerta con facilidad y su acierto ha contribuido de forma decisiva a la conquista de la cuarta plaza, que permitió al equipo jugar la Champions. El exfutbolista del Valencia, al que Emery y Manuel Llorente mostraron la puerta de salida en 2012, sigue triunfando en Bilbao, empeñándose en demostrar que aquella decisión fue precipitada, equivocada e injusta por fallar aquel gol ante el Schalke 04…

vía El año del zorro . Las Provincias.