El esperado regreso de Guillermo Fernández a los terrenos de juego se hizo efectivo ayer en Ipurua. Tras permanecer en el dique seco desde el partido del pasado 21 de diciembre ante el Atlético, el punta bilbaino volvió a vestirse de corto contra el Eibar para colaborar en la consecución de una victoria de gran importancia para el devenir liguero del Athletic. “Estoy muy contento por haber vuelto a aportar cosas al…

vía “Sabía desde el principio que la lesión no era fácil”. Deia. Noticias de Bizkaia...