La afición del Athletic está dividida. No en su apoyo a un conjunto que el sábado tiene ante sí un desafío mayúsculo, propio de titanes: derribar al Barça, el actual campeón de la Liga, en su coliseo, en el Camp Nou. Esa fragmentación nace de la opción, complicada, por supuesto, de que el equipo vizcaíno se…

vía ¿Llorente? . El Correo.