BILBAO – El destino tenía reservada una sorpresa monumental. Salir airoso de la cita de anoche era el objetivo marcado. Apostar por un resultado ajustado, el sueño a perseguir desde una perspectiva un tanto resignada, aunque justificadamente: ni los precedentes ni el hecho de viajar al Camp Nou para disputar la vuelta invitaban a emitir…

vía Éxtasis rojiblanco. Deia, Noticias de Bizkaia.