La Asamblea General de Socios Compromisarios tenía que ser una balsa de aceite salvo que la dichosa lluvia deparara una velada controvertida. Los números del ejercicio anterior eran de fábula, los que se proyectan para el presente, también. Solo las reclamaciones de la masa social por las ‘sacudidas’ del agua en ciertos partidos se cernían como una posible ‘amenaza’. El caso es que la alternativa que sopesa la junta…

Origen: Alternativa limitada