Espectadores de la Tribuna Este de San Mamés muestran su indignación ante la decisión de no detener el encuentro para subsanar el problema del palo de una bandera que cayó e hirió a un aficionado…

Origen: «¿Hace falta que ocurra una desgracia para parar el partido?» . El Correo