Los rojiblancos acumulan cuatro años y medio sin vencer a los donostiarras en San Mamés, y también en Anoeta…

Origen: El Correo