“El año pasado fuimos a San Mamés y había cinco mil espectadores y todos dijimos que sería bonito venir a jugar en Primera”, explica el técnico de Osasuna…

Origen: AS.com