BILBAO – Una locura fue lo que amasaron anoche entre Athletic y Genk. Una locura con final feliz, eso sí, porque se trataba de sellar la victoria como fuese…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia