Existe una máxima en el fútbol según la cual «una pelota que entra o no entra cambia todo». Puede resumir lo que fue el partido del Athletic en Las Palmas, con el matiz de que mientras que a los locales sí les entró la pelotita, a los rojiblancos no solo no en esa doble ocasión…

Origen: GARA