BILBAO – La primera eliminatoria de Copa infunde cierto respeto a Ernesto Valverde. Se trata de un sentimiento alimentado por los amargos episodios que con frecuencia provoca el exceso de confianza…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia