BILBAO – El Athletic vive una semana atípica, limpia y más larga por jugar en lunes. Ernesto Valverde confía en hacer valer el factor campo tanto para derrotar al Celta como al Racing el próximo jueves en la Copa y cerrar así el año natural con sensaciones positivas…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia