Si el barrio bilbaíno de San Francisco imprime carácter en 2017, qué no habría de marcar en una de sus vecinas nacidas en 1925. Sara Estévez vio cómo 4 de sus 8 hermanos morían jóvenes. Para cuando quiso ser mayor de edad, su ciudad ya había caído bajo la larga penumbra franquista…

Origen: playgroundmag.net