BILBAO. Rehacerse de inmediato es lo único que puede atenuar el disgusto por la eliminación de la Europa League y alimentar la maltrecha ilusión para lo que resta de curso…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia