El Athletic llegó un cuarto de hora tarde al Sánchez Pizjuán. Lástima. Esos quince minutos que tardó en colocarse en el campo y tomarle la medida al rival y al partido, resultaron a la postre determinantes porque en ese corto periodo de tiempo el Sevilla supo aprovechar su superioridad para cobrar la ventaja que decidiría el marcador…

Origen: Juego de cabeza

Anuncios