Ernesto Valverde rebaja la euforia del entorno por las sensaciones que transmite el equipo y que para él no fueron las mejores ante unOsasuna que nada tendrá que ver con un Espanyol al alza, «difícil de hacer daño» y con un elevado grado de efectividad cara al gol…

Origen: naiz.eus

Anuncios