Ernesto Valverde, entrenador del Athletic, tiene todos sus esfuerzos focalizados en la visita del Leganés a San Mamés, más allá de la despedida de Gorka Iraizoz e incluso, posiblemente, de la suya. Y es que, como bien recalca el míster, “este partido puede ser definitivo si ganamos y la Real pierde, matemáticamente estaríamos clasificados para jugar en Europa la temporada que viene”…

Origen: mundodeportivo.com

Anuncios