La recaída de Yeray Álvarez ha supuesto un duro golpe para la gran familia del Athletic, que ya ha empezado a transmitir al central toda su fuerza, cariño y apoyo para ganar esta segunda batalla contra el tumor testicular que le fue detectado y extirpado en diciembre. Pero los mensajes no solo han llegado del universo rojiblanco. El mundo del deporte, en general, se está volcando con el de Barakaldo: “Siente nuestra fuerza”…

Origen: mundodeportivo.com