La intensidad presidió de nuevo la sesión matinal del Athletic. Tanto Kuko Ziganda como Iban Urkiza se encargan de transmitir pasión para exprimir al jugador. Se aprecia en cada ejercicio, en cada ensayo. Una vez más el entrenador navarro trabajó con balón aspectos básicos como el movimiento del cuero, la posición a mantener, los apoyos constantes… “¡Eso es una cobertura!”, lanzó el míster al ver cómo las dos líneas de tres que realizaba la presión salieron airosas de su objetivo…

Origen: mundodeportivo.com