Aunque el mes de agosto no haya hecho más que empezar, el Athletic afronta mañana (20.45) su primer match-ball de la temporada, y es que el partido de vuelta de la eliminatoria previa de la Europa League contra el Dinamo de Bucarest no tiene margen de error, una derrota supone decir adiós a Europa esta temporada. Punto, no hay más vuelta de hoja…

Origen: GARA

Anuncios