BILBAO – El séptimo y penúltimo partido amistoso del Athletic antes del inicio de la liga transportó a los leones hasta Dublín, donde los pupilos de José Ángel Ziganda midieron sus fuerzas con el Liverpool en un encuentro en el que Iñaki Williams, ante los ojos de uno de los clubes europeos que le tienen presente en su agenda, dio un paso más en su particular reivindicación como futbolista de primer nivel…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia

Anuncios