“El partido ha sido inmejorable para nosotros, el marco ha sido precioso, ha sido una auténtica fiesta del deporte. Es difícil en un partido amistoso ver el ambiente que se ha vivido, el colorido y la buena armonía que ha existido todo el partido”. Kuko Ziganda se manifestó en estos términos al final del encuentro de Dublín, donde los rojiblancos dieron sensaciones poderosas por momentos y algo preocupantes a veces, sobre todo en el segundo periodo…

Origen: MD

Anuncios