Si hay un jugador del Panathinaikos al que Ziganda y los suyos deberán seguir con especial atención en la próxima ronda previa de Europa League, ese es Guillermo Molins. El delantero de 28 años, nacido en Uruguay pero con nacionalidad sueca, ha demostrado estar muy enchufado en estos prolegómenos del curso futbolístico. Sus cuatro dianas le han convertido en el máximo goleador de la escuadra del trébol en este verano. La misión de los leones será cortar de raíz su buena racha…

Origen: MD

Anuncios