Presidentas, consejeras, doctoras, utilleras, nutricionistas, fisioterapeutas, psicólogas y hasta árbitras asistentes. En pocos años, un creciente número de profesionales ha roto esquemas, se han afianzado en Primera y Segunda División y han empezado a cambiarle la cara a un deporte que siempre fue de, por y para los hombres…

Origen: MG Magazine