La cita de mañana en Ipurua será una especie de choque de trenes entre dos equipo muy intentos en el que el saber estar de Raúl García será muy necesario. Tras su baja ante el Panathinaikos, el navarro parece que estará disponible en Eibar. “Ayer ya pudo entrenar, hacer el trabajo con el todo el equipo y aunque no lo hizo al ritmo de todos pudo participar. Veremos en el entrenamiento de ahora”, explicó Kuko Ziganda en la rueda de prensa previa a este derbi…

Origen: MD