Fue un día “muy especial” para Iraizoz. Muchas cosas pasaron por su cabeza. “Es totalmente diferente a cualquier otro partido fuera de casa. Somos jugadores de fútbol, pero también personas y tenemos sentimientos y recuerdos. Hoy ha sido un poco más complicado para mí”, aseguró en la zona mixta de San Mamés. El meta se mostró “contento” por la labor realizada ante una grada que le mostró su cariño: “Recordaré siempre este día”…

Origen: MD