Con su salida en la segunda parte el equipo empezó a carburar algo más. La aparición de Ander Iturraspe fue beneficiosa para el Athletic, pero no fue suficiente. El mediocampista rojiblanco habló de la generación de ocasiones tras el descanso y lamentó que “en una jugada puntual ha llegado el gol”. Después de ese varapalo, el equipo apretó y “no ha podido ser”. Ante esta situación no queda otra que “seguir trabajando”…

Origen: MD