El Athletic se acostó la noche del sábado acompañado de una nueva derrota -la cuarta de manera consecutiva-, pero esta vez durmió en brazos de sensaciones positivas…

Origen: Marca.com