Aketxe (23) encara a Rodri (21) durante el partido del pasado domingo.El fútbol son momentos. Buenos y malos. También sensaciones. No hay futbolistas para toda una vida y es tarea del entrenador saber manejar esas situaciones. Ziganda tiene que tomar partido. En un Athletic atascado y sin demasiada lucidez, la aportación del banquillo fue clave para evitar la derrota ante el Villarreal. Susaeta, Rico y Aketxe salieron…

a través de Marca.com