Iturraspe no tuvo un día afortunado frente al Villarreal, al contrario que un Kepa que sigue sin renovar.Cumplidos tres meses de Liga, el Athletic mira de reojo a los bajos fondos de la tabla. Es la realidad a día de hoy. El mañana nadie lo conoce. Dar con la tecla adecuada parece que se ha convertido en un juego de azar. Tan pronto vemos a un equipo plano y sin alma en Leganés como a otro con orgullo y una idea de juego frente al Barça. Un conjunto que pasa del desastre en Vigo a competir de igual a igual con un Villarreal top…

a través de MD