Herrerín paró su primer penalti en Primera el pasado viernes en Getafe.Iago Herrerín es un tipo de sangre caliente. Que se guía por sus emociones, por lo que le sale directamente del corazón. Tanto dentro como fuera del campo. Ese carácter del guardameta del Athletic se pudo ver el viernes, una vez más, sobre el terreno de juego del Coliseo Alfonso Pérez. Para lo bueno y para lo malo. Y también se manifestó cuando, una…

a través de MD