Mikel Rico protege el balón ante el acoso de Pere PonsSi el ‘procés’ catalán está en retirada, qué les voy a decir del de Ziganda y su tropa, toda una banda en Montilivi. El esperpento perpetrado durante noventa interminables y aburridos minutos fue como para mandarle al técnico de Larrainzar a compartir piso con Puigdemont en Bruselas. Un exilio permanente y no revisable…

a través de MD