El capitán Susaeta evita los nervios, pero reconoce que «duele estar ahí abajo» y asume que «las sensaciones no son buenas» dada la irregularidad de juego y resultados que arrastra el equipo. Aduriz, bestia negra celtiña, no marca en Liga a domicilio desde 2017…

Origen: GARA