Ibai Gómez Pérez (Bilbo, 1989) ha vuelto a su casa. De la que nunca se fue del todo. Accesible, transparente, sincero, buen conversador, sentimental… Y tiene un guante donde los demás un pie. Pero, por encima de todo, hoy, es una persona feliz…

Origen: GARA