BILBAO- Ohian Sancet (Iruñea, 25-IV-2000) ve la luz al final del túnel a una distancia cada vez más cercana. Han transcurrido poco más de cinco meses de la rotura del ligamento cruzado anterior y del menisco interno de su…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia