El partido del sábado ante el Eibar fue una fiesta para los más de 43.000 espectadores que se dieron cita en San Mamés. Los hinchas del Athletic se lo pasaron en grande con el triunfo y el espectáculo, y los de la localidad guipuzcoana menos por la derrota, aunque se vieron rodeados de un ambiente agradable salvo en un aspecto…

Origen: MD