El Athletic logró su octava Euskal Herriko Kopa tras remontar en Asti ante un Alavés que vendió cara su derrota. Las gasteiztarras se pusieron pronto por delante en el marcador, gracias a un certero remate de cabeza de Chamorro, e impidieron que las leonas se sintieses cómodas a ras de un césped un tanto irregular y demasiado botón. La reacción bilbaína, sin embargo, llegó tras el descanso…

Origen: MD