BILBAO – El tercer ensayo, ante un enemigo bien estructurado y con algunos futbolistas de primer nivel, sirvió para mostrar el avance experimentado por el grupo desde que se pusiera en marcha en Lezama a principios de mes. El Athletic va cogiendo ritmo, mejora en los movimientos colectivos, gana en aplicación cuando se trata de frustrar la iniciativa ajena y no puede disimular aún que la falta de rodaje le limita para mostrar argumentos más sólidos con balón…

Origen: Deia, Noticias de Bizkaia

Anuncios